lunes, mayo 29, 2006

Arroz "jazmín" al curry con chorizo


Es lunes y son las 12:00. Hay que preparar algo para comer y no hay nada más que un poco de verdura en la nevera y un chorizo reseco que sobró del sábado. Con esos escasos ingredientes, en la factoría de El montañés errante vamos a demostrar, una vez más, nuestra capacidad para hacer posible lo imposible. Este plato es rapidísimo de hacer y delicioso, además de fácil.





Ingredientes:

- arroz de grano largo
- chorizo de freir
- zanahorias
- ajo
- pimiento rojo
- sal, aceite, curry

Primero hacemos un arroz blanco. Para el arroz de grano largo, necesitamos el mismo volumen de agua que de arroz, más un poco. Calentamos el agua y lo echamos al arroz, que calentaremos inmediatamente. Cuando empiece a hervir, bajamos el fuego y dejamos tapado hasta que el agua desaparezca.

Mientras se hace el arroz, hemos cortado las verduras en trocitos y el chorizo en lonchas. Lo salteamos todo junto con un poco de aceite. Al final salamos y añadimos el curry.

El curry es una mezcla india de muchas especias diferentes, que dará a nuestros platos un delicioso estilo oriental. A mí me encanta con el arroz. Otra variante para este arroz es con pollo y cebolla.

Este plato se puede hacer como si fuese una paella, es decir, sofriendo todos los ingredientes, y luego añadiendo el arroz y el agua hirviendo. Luego se deja a fuego lento hasta que desaparezca el agua. La versión con el arroz blanco es solamente más sencilla.

Las medidas para el arroz varían dependiendo del tipo de arroz. Con arroz de grano largo yo utilizo una medida de agua por una de arroz, pero con arroz de grano redondo(vamos, el de toda la vida), es mejor usar el doble: 2 de agua por 1 de arroz.

martes, mayo 16, 2006

Espárragos trigueros con patatas picantes

Los espárragos trigueros me gustan muchísimo más que los blancos, que para mi gusto son un poco sosos. Además, aceptan mucho mejor sabores fuertes como el de estas patatas asadas y rehogadas con un sabor picante. Las patatas asadas tienen la ventaja de que no están tan aceitosas como las fritas.

Ingredientes:

- Espárragos trigueros
- Patatas
- Tomates frescos
- Cebolla
- Ajo
- Pimentón picante, pimienta, sal, aceite de oliva

Preparación:

Primero pelamos y cortamos las patatas en dados no muy pequeños, las salamos y las colocamos en la bandeja del horno(sobre un papel antiadherente para que no se peguen). Las asamos a unos 200º.

Mientras se hacen las patatas, cortamos los ajos y la cebolla en trozos pequeños, los freímos, y cuando estén casi listos le añadimos el tomate cortado en trozos. Lo rehogamos un poco y le añadimos sal, pimienta y pimentón picante. Si a alguien no le gusta mucho el picante, puede usar pimentón dulce. Cuando las patatas estén doradas, las añadimos a la sartén y lo removemos todo hasta que se mezcle bien.

Ahora entran los espárragos en acción. Tenemos que freírlos. Para ello, les cortamos primero la parte de abajo(donde está blanco), y les echamos a la sartén con el aceite bien caliente. Tarda un rato en freírse. De vez en cuando les damos la vuelta para que no se quemen. Cuando estén casi listos les añadimos un poco de sal.

Antes de servir controlamos que las patatas sigan calientes.

ñam ñam